Pañales Afuera

Aclaro que esta no es una columna para pudorosos, ni tampoco quiere hacer una oda al nudismo, es la columna del afuera pañal, con algunos consejos para ayudar a quienes quieren aprovechar el verano para sacarle los pañales a sus bebés.

Recientemente en una visita que mi madre hizo a mi casa notó que Ivana pasa mucho tiempo sin ropa y se indignó. Mi contestación fue fácil, es verano, estamos empezando con el proceso de adiós pañal y no da para dejarla todo el tiempo vestida, porque la pobre no llega a la pelela o al pasto o al baño con ropa puesta, menos si está todo el día metida en la pileta. Lo que a una persona de otra generación le parece escandaloso a mi me parece natural. Creo que el mito de la desnudez es algo que se impone desde lo social, el niño construye el pudor a lo largo de la vida, y yo no tengo la menor intención de que mi pequeña sea nudista pero sí quiero ser práctica en tiempos de calor, sol, pile y no pañal. ¿Cómo saber que tu hijo está casi listo para sacarse el pañal? Señales múltiples:

  • Se esconde para hacer caca y te echa, porque sabe y es consciente de que es un acto privado.
  • Dice que le molesta o le duele el pañal.
  • Se saca el pañal cuando no lo ves.
  • Te avisa que quiere hacer pis o que se hizo caca.

Ivana empezó con todas estas señales juntas y decidí que de día iba a intentar dejarla sin pañal el mayor tiempo posible. Compré bombachas y las baby pants de huggies y me valí de la pileta para dejarla en traje de baño la mayor parte del día y ver qué pasaba.

Obviamente estamos en proceso, pero uno que es evolutivo. Dejarla con poca ropa es esencial para que ella encuentre el espacio para hacer pis rápido.

Lo primero que hicimos fue comprar juntas la pelela, es más la vio en una vidriera y la eligió ella. Después jugamos a sentarnos un ratito todos los días y llevarla a cuestas a donde vamos, con estación permanente en el living donde están todos los juguetes. Es más, los juguetes hacen sus necesidades en la pelela, aunque Ivana aún no. Trata, a veces dice pis, y llega justo al lado de la pelela, pero la asociación está, y la detección del control de esfínteres también.

A la pileta la metemos con traje de baño y a veces desnuda, y siempre decimos Ivana avisa si querés pis o caca, y si no avisás sali. El mensaje es repetido una y otra vez y surgió efecto. Para mayor indignación de mi madre, mi hija sale de la pìleta sola y hace pis en el pasto, lo cual a mi me parece fabuloso, porque no será la pelela pero no es el pañal y definitivamente no es la pileta.

El camino lo marcamos nosotros, el ritmo es lento, pero el verano nos ayuda a empezar a concientizar a nuestro niño sobre lo que debería ser una vida sin pañal, una vida más cómoda, menos rígida, con más capacidad de movimiento. Y para eso la desnudez es clave, porque una vez que la disfrutan no quieren saber nada de ponerse algo entre medio de las piernas que los incomoda y ridiculiza.

La meta es llegar al invierno sin pañal, creo que lo vamos a lograr, con la pelela en el jardín, en el living, en el dormitorio, preguntando querés hacer caca, nos sentamos, paseamos. Y generando rutinas para ir al baño, como por ejemplo, salir a caminar a media mañana después de desayunar para mover el intestino, llegar y sentarse en la pelela rosa. Despacito a Roma se llega, sin prejuicios, ni miedos, ni ideas de adultos en mentes de niños. Sacale el pañal, usa el pasto, y déjalos ser, ellos marcan su propio ritmo.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: